Polideportivo

La última medida extrema tiene que ver con aros de básquetbol

La pandemia está creciendo a un ritmo brutal en Nueva York y como los ciudadanos no han hecho caso a las exigencias sanitarias se han tomado decisiones radicales sorprendentes en el plano deportivo. 

La última medida extrema tiene que ver con aros de básquetbol

La última medida extrema tiene que ver con aros de básquetbol

Hasta este viernes, el avance del coronavirus en Estados Unidos está a niveles extremos en cuanto a números. Más de 273.000 estaban registradas como contagiadas y la cifra de fallecidos ascendía a cerca de siete mil personas. En el caso de Nueva York, la situación es más crítica que en otras ciudades de la nación norteamericana. 

Este viernes superó los 100.000 mil casos y de ellos casi tres mil habían muerto. En ese contexto, las medidas sanitarias de parte de la alcaldía de la ciudad han llegado a extremos.

La ciudadanía no ha obedecido del todo el llamado a la cuarentena y uno de los puntos de conflicto se generaba con el poco distanciamiento físico que se notaba en los parques y, en especial, en torno a las canchas de básquetbol. De ahí el retiro de unas 1.700 cestas. 

"No habrá partidos de baloncesto porque no habrá aros. Es un deporte de contacto y el riesgo de contagio es evidente", dijo Bill de Blasio, alcalde de esta urbe cuna de grandes exponentes de este deporte.  Rucker Park, The Cage, McCarren Park y Dyckman Park son tradicionales y reconocidos rectángulos de juego que están desiertos con la medida.

Comentarios