Copa Sudamericana

Universidad Católica espera la revancha condicionada por el Clásico Universitario

El cuadro cruzado dejó encaminada la clasificación ante River Plate de Uruguay y no pierde de vista el duelo ante la Universidad de Chile del domingo 6 de diciembre. ¡Acá los detalles!

Universidad Católica celebra el gol que Fernando Zampedri marcó en Montevideo ante River Plate de Uruguay.(ENZO SANTOS BARREIRO)

Universidad Católica celebra el gol que Fernando Zampedri marcó en Montevideo ante River Plate de Uruguay. | ENZO SANTOS BARREIRO

Universidad Católica quiere terminar lo que empezó en Montevideo. La UC venció a River Plate de Uruguay en los octavos de final de ida y la intención es sellar el paso a la ronda de ocho mejores equipos en la Copa Sudamericana. Para eso, Ariel Holan tiene en mente una oncena. Y también algunas precauciones, pues después del cuadro charrúa, habrá un desafío importantísimo para el actual bicampeón y líder del fútbol chileno. 


"Cada llave a nivel internacional te exige no tener margen de error. Las fallas se pagan caro", advirtió José Pedro Fuenzalida, quien de todos modos tiene mucha confianza en los cruzados para el juego de vuelta frente al "Darsenero". "Tenemos un equipo competitivo en el que todos quieren estar. Estamos en un buen momento para competir internacionalmente", agregó el "Chapa", capitán del plantel profesional de la franja, que va paso a paso sin perder de vista la edición 191 del Clásico Universitario.


De hecho, la preparación para este encuentro incluye algunos escenarios que podrían generar algún descanso para los futbolistas que más hayan sentido el juego, pues el domingo 6 de diciembre a las 18 horas, visitarán el Estadio Nacional para enfrentar a la Universidad de Chile. En caso de que el duelo ante los uruguayos vaya bien, no debería extrañar que salga Luciano Aued, Alfonso Parot o, incluso, el mismo Fuenzalida, quien sostuvo que "estamos con mucha ilusión de seguir avanzando". El encuentro se disputará desde las 21:30 horas en el estadio San Carlos de Apoquindo. 

 

 

Comentarios